Con el otoño comienza un repunte en la contratación de azafatas que lleva a muchas personas a tratar de buscar trabajo en un sector que no deja de crecer con el paso de los años.

En busca de ese empleo de azafata no son pocos los jóvenes que están cargados de dudas sobre cómo conseguir un CV adaptado a las necesidades de los contratantes y con el que destacar por encima del resto de los competidores que pueden encontrar a su paso. Vamos pues a ver cuáles son las recomendaciones que realizan las principales agencias.

El CV de una azafata

CV con fotografía: A diferencia de otros puestos laborales en este la fotografía cobra una importancia especial. Esta se suele colocar en la zona superior del CV y admite tanto fotos del interesado trabajando como una foto de carné. La calidad de la imagen debe ser profesional.

CV personalizado: Uno de los errores que más empleos cuesta es el de enviar un CV a granel sin que se pueda intuir que el mismo va dirigido, muy claramente, hacia una oferta concreta. Es por eso que las agencias valoran cada vez más la presencia de cartas de presentación en el que los candidatos expliquen por qué querrían trabajar con ellos, así como su disponibilidad.

Ortografía: A pesar de lo que muchos piensan, la gran mayoría de reclutadores descartan aquellos perfiles en los que abundan las faltas de ortografía o en los que es notable la falta de coherencia del texto. No solo buscan una imagen, también una persona diligente y mínimamente preparada.

Información relevante
: Más allá de los datos personales, la formación académica, la experiencia, los idiomas o los cursos realizados es también imprescindible incluir detalles tales como la altura, la talla, el color de pelo, el número de calzado y todo lo relacionado con la profesión de azafato.

Sinceridad
: Un error habitual en los CV de todo tipo es la exageración en la experiencia. Es mejor no inflar ningún dato que pueda dejarnos a los pies de los caballos… o que pueda llevar a una contradicción en la entrevista personal.

Un CV para cada oferta: Como las funciones que requiere un tipo de eventos para los que se puede necesitar a una azafato de otro pueden variar enormemente no es recomendable enviar el mismo CV con la misma carta de presentación y motivos para tu contratación en cada ocasión. En cada caso deberemos destacar aquellos puntos fuertes mejor valorados para cada oferta.

Linkedin: La red social de empleo por excelencia es cada vez más importante a la hora de optar a un empleo. Este canal puede abrir muchas puertas así como servir de complemento de CV para aquellas agencias que pueden contratarte.

Videocurrículum: Aunque no es necesario sí que es cierto aquello de que cuanto más azúcar, más dulce. Ser capaz de demostrar tu capacidad de expresión y contar de manera convincente cuálesson tus habilidades, logros y ambiciones en un vídeocurrículum puede hacer que la balance se acabe decantando de tu parte.